Ejercicios de estimulación temprana para tu bebé

0
72

Uno de los momentos más felices que puede vivir una pareja posiblemente sea el momento en que se convierten en padres.

En sus primeros meses de vida de nuestro bebé, necesitará estímulos para sus 5 sentidos: tacto, oído, vista, olfato e incluso el sentido del gusto.

Una de las necesidades básicas del recién nacido es el contacto físico, sobretodo con sus padres.

Los bebés reciben estímulos a través de sus figuras de referencia como pueden ser, la madre, el padre e inclusive sus hermanos. Por lo tanto es esencial que tomemos un tiempo determinado al día para jugar, hablar y hacer ejercicios con nuestro bebé.

Existen muchos juegos que te permitirán estrechar la relación con tu bebé y al mismo tiempo podrás estimular sus sentidos.

Sin embargo, si notas que tu bebé se cansa o llora deberás dejarlo para otro momento.

Para realizar los ejercicios es necesario que el bebé este tranquilo y receptivo, respetando sus horas de alimentación y sueño.

Podremos empezar con sesiones de 5 minutos e ir aumentando el tiempo sin exceder los 10 minutos.

Los ejercicios le ayudarán a tu bebé a ganar flexibilidad y fortalecer el tono muscular, para prepararlo para explorar el entorno.

Ejercicios para bebés de 0 a 3 meses

Durante el primer trimestre de vida de tu bebé puedes empezar a realizar ejercicios suaves.

Dichos ejercicios le ayudarán a ganar movilidad, descubrir nuevas sensaciones y despertar sus primeros estímulos.

Entre los ejercicios que podemos realizar con nuestro bebé de podemos mencionar:

  1. Toma sus pies y manos, juega con sus dedos uno por uno.
  2. Realiza masajes en las manos y pies de tu bebé.
  3. Tumbado boca arriba, toma las plantas de sus pies y lleva las rodillas a su pecho. Repite 5 veces con cada pierna y aumenta poco a poco la frecuencia.
  4. Toma sus manos movimientos en círculo con sus brazos.
  5. Muestrale un juguete de colores a una distancia de 30 cm y muévelo de un lado a otro para que lo siga con su cabeza.
  6. Lleva la mano derecha del bebé hacia el hombro contrario con suavidad, repite con la mano izquierda y cruza ambos brazos sobre su pecho.
Los ejercicios de estimulación temprana ayudan a tu bebé a descrubrir nuevas sensaciones, agilizar sus sentidos, mejorar su circulación, ganar movilidad e incluso ayudará a los padres a estrechar su relación con sus bebés.

Ejercicios para bebés de 3 a 6 meses

A medida que nuestro bebé crece va a ir ganando ciertas habilidades motrices. Por lo que a los ejercicios antes realizados añadiremos otros más complejos.

Podremos añadir ejercicios boca abajo para que el bebé adquiera fuerza en la musculatura del cuello, poco a poco respetando su disposición para realizarlos.

  1. Tumbado boca arriba, haz suavemente el movimiento de la bicicleta con sus piernas.
  2. Toma las manos de tu bebé y juega con a dar palmadas.
  3. Flexiona una de sus piernas mientras extiendes la otra y ayudale a girar hacia el lado de la pierna extendida. Repite con la otra pierna.
  4. Toma a tu bebé de sus brazos y súbelo lentamente hasta la posición de estar sentado.
  5. Tumba a tu bebé boca abajo y coloca algunos juguetes delante para que el bebé trate de alcanzarlos.
A medida que tu bebé crece, va a adquirir mayores habilidades motrices y sus sentidos serán cada vez más ágiles.

Ejercicios para bebés de 6 a 12 meses

En esta etapa, tu bebé experimentará grandes cambios. Aunque no todos lo hacen al mismo tiempo, tu bebé comenzará a gatear, sentarse, ponerse de pie y algunos posiblemente den sus primeros pasos.

El desplazamiento autónomo creará mayores posibilidades y cosas interesantes por descrubrir para tu bebé.

Como mencionaba anteriormente, es necesario realizar los ejercicios en un momento del día en que nuestro bebé esté tranquilo y receptivo. Sin exceder los 10 minutos diarios.

A partir de los 6 meses tu bebé empezará a sentarse cada vez manteniendo más el equilibrio.

Por eso es importante realizar ejercicios boca abajo para fortalecer la musculatura del cuello y la espalda, lo cuál le ayudará a estimular el gateo.

Te sugerimos algunos ejercicios que puedes realizar con tu bebé para ayudarle en esta etapa tan importante:

  1. Tumbado boca arriba, hazlo rodar sobre la cama o una alfombra de un lado a otro.
  2. Tumbado boca abajo, coloca juguetes a su alrededor para que intente alcanzarlos. Cambia su ubicación constantemente, los juguetes con luces y sonidos son ideales para este ejercicio.
  3. Boca abajo, coloca a tu bebé en posición de gateo, pasa una sábana debajo de su barriga y sujetala con tus manos. De esta forma le ayudarás a mantener el equilibrio y darle seguridad para hacerlo solito.
  4. Sientate con las rodillas flexionadas y los pies apoyados en el suelo. Coloca a tu bebé sobre tus muslos y juega a balancearlo de un lado a otro sujetandolo por debajo de sus axilas.
  5. Cuando sea capaz de mantenerse sentado, coloca sus piernas en forma de “V” y pon juguetes entre sus piernas para que intente tomarlos con sus manos.
En las etapas de desarrollo cada niño tiene su propio ritmo madurativo, por lo que debemos respetarlo, sin forzar ni aplicar prisas a nuestro bebé para adoptar habilidades para las que no esta preparado.

Ejercicios para bebés de 9 a 12 meses

En ésta etapa tu bebé será más ágil y tendrá más equilibrio para moverse por su propia cuenta. Es por eso que debemos estimular a nuestro bebé en distintas áreas.

Tu bebé tendrá más fuerza en sus piernas, brazos y cuello para realizar ejercicios un poco más complicados.

Ejercicios para desarrollo motor:

  1. Tumbado boca abajo, juega a hacer la carretilla sujetándole el torso y que camine con las manos.
  2. Sientalo en una alfombra y coloca juguetes a su alrededor en todas direcciones. Pon una caja, enséñale a tomar los juguetes mencionando cada uno de ellos y guardarlos uno a uno dentro de la caja.
  3. Colocate frente a tu bebé y motivalo a imitar tus expresiones faciales: cerrar y abrir los ojos o la boca, pestañear, sonreír, sacar la lengua, hacer sonidos, entre otros.
  4. Coloca un juguete encima de una mesa baja para que el bebé intente ponerse de pie y tomarlo. Si ya se mantiene de pie, sujétalo de las caderas para que intente llegár a él dando sus primeros pasos.
  5. Estando de pie y agarrado de un mueble, ofrécele un juguete de forma que el bebé tenga que liberar una mano para tomarlo.
  6. Toma a tu bebé de sus manos para hacerlo sentir seguro y ayudale a dar sus primeros pasos.
A los 9 meses su bebé se moverá mucho más, siendo cada ves más independiente para desplazarse y tomar objetos, es por ello que debes estimularlo en distintas áreas.

Ejercicios para desarrollo cognoscitivo:

  1. Enséñale a tu bebé qué sucede cuando mueves las cosas de diferentes maneras. Muéstrale la versatilidad de cada objeto y las diferentes maneras de utilizarlo.

    Por ejemplo: en una botella con agua, colocas varios objetos pequeños de colores llamativos y muéstrale que si la mueves de un lado a otro, las cosas se van a ese lado.

    Puedes mostrarle como se arruga y desarruga una servilleta de papel.
  2. Siéntate con tu bebé y juega con el con 3 objetos, esconde uno que le llame la atención y dile ¿dónde está tu juguete?.

    Quita el jueguete diciendo “aquí no está” y “aca tampoco”, luego muestraselo y dile “¡aquí está!” motivándolo a hacerlo él también.
Muéstrale a tu bebé las distintas maneras de utilizar un objeto y asocialo con palabras, siempre motivándolo.

Ejercicios del lenguaje:

  1. Muéstrale a tu bebé juguetes de peluche y dile el nombre de cada uno. Por ejemplo: oso, perro, gato, cerdo, vaca, y luego dile el oso hace grrrr, el perro hace guauuuu, el gato hace miauuu y así sucesivamente. 

    Puedes utilizar objetos de colores y dárselos mencionando el color de cada objeto.

    De ésta manera estimularás al bebé a realizar dichos sonidos o reconocer colores.
  2. Motiva a tu bebé a llamar a cualquier miembro de la familia. Por ejemplo: dile ¿Donde está papá? o ¿Donde está abuelita?.

    Cuando tu bebé diga o intente decir el nombre que le indicaste, haz que salga y le diga “aquí estoy” o que lo señale.

    No olvides premiar su esfuerzo con una sonrisa, aplausos o un abrazo.

Estimulación auditiva:

  1. Ponle música a tu bebé y ponte a bailar con él, sientalo y da palmadas, también puedes tararear la música siguiendo el ritmo.
  2. Dale a tu bebé un juguete con sonido, para que relacióne dicho objeto con el sonido. Que lo vea y se fije que ése objeto es el que produce dicho sonido.
  3. Dile a tu bebé cuando alguien se vaya que diga “adiós” con su manita, enséñale como y repite ese ejercicio varias veces. Después lo hará cuando se lo pidas.
Muéstrale a tu bebé a asociar nombres, sonidos y colores a los objetos, siempre estimulándolo a tomar el objeto y decir su nombre o si es un animalito reproducir su sonido.

Estimulación táctil y sentido del gusto:

Enseñale a tu bebé a reconocer y sentir diferentes texturas y sensaciones.

  1. Dale a tu bebé un papel o servilleta, para que lo estruje, rompa, estire o haga lo que quiera con el (menos llevárselo a la boca), para que sienta la textura del mismo.
  2. Dale una bolita de masa play-do (no es tóxica y es muy suave), deja que haga con ella lo que quiera, ya sea apachurrarla, jalarla o que la golpee contra la mesa. De esta manera podrá sentir su textura.
  3. Puedes hacer ayudar a tu bebé a caminar sobre la arena para que sienta la textura bajo sus pies.
  4. Haz que tu bebé explore los distintos sabores de los alimentos, puedes darle a probar alimentos ácidos, dulces, salados y reconozca cada uno de ellos.
Muestrale a tu bebé objetos con distintas texturas, y dejalo palpar cada objeto para que sienta diferentes sensaciones y texturas y aprenda a reconocer cada una de ellas.

Estimulación socio-afectiva:

  1. Haz que tu bebé conozca el significado de las palabras “sí” y “no”, por ejemplo: puedes sentarte con tu bebé y tomar varios juguetes, de esta forma puedes decirle cuáles objetos puede tomar y cuáles no.

    Muestrale objetos que si puede tomar y objetos que no puede tomar. Si el bebé toma un juguete le dices “sí” y si toma algo que conlleve peligro, le dices “no” y cuando lo hagas haz el movimiento con tu cabeza correspondiente a cada palabra.

El tener un hijo conlleva a un enorme aprendizaje tanto para cada padre como para sus hijos.

Mientras nuestro bebé crece debemos pasar cada una de sus etapas de desarrollo apoyándolos y alentándolos, no solamente para agilizar sus sentidos si no también para trabajar su seguridad y autoestima.

Como padres podemos hacer de éste proceso algo muy divertido mediante juegos e incentivando la creatividad tanto en nosotros mismos como en nuestros hijos. Y de ésta manera crear juntos los mejores y más hermosos recuerdos.

Previous article¿Porqué es importante mantenernos hidratados?
Soy una costarricense residente en México, por lo general soy una persona bastante sociable, me gusta trabajar en equipo y llevarme bien con mis compañeros eso hace más ameno el ambiente de trabajo y que pueda ambientarme y adaptarme a diferentes situaciones, uno de mis objetivos es siempre ser lo más eficiente posible en lo que hago, me gusta el orden y honestidad en las cosas y por lo general eso hace que sea buena en resolución de conflictos.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here